Growth Accelerator a medida en TheVentureCity

el

TheVentureCity_OCONNOR_Selects_216

Cada vez es más común que una startup pase por una incubadora. También por una aceleradora. Hay grandes ejemplos de gigantes tech que no pasaron por ninguna. Y todo lo contrario, muchos casos de startups que pasan por un programa, otro, otro y otro sin más resultado que ir perdiendo un porcentaje de la compañía por el camino.

Google, a través de Launchpad, ha puesto el foco en ayudar sin tomar nada a cambio. Dan un empujón en diferentes fases según los intereses. Los primeros programas de Latam eran para empresas aún iniciales. Ahora llevan

Google, con Paco Solsona al frente, ha sabido adoptar el sabor local de cada país, pivotar su programa y adaptarse para ser más efectivos. En el extremo contrario, no nos cansamos de escuchar historias de terror, tanto en España como en América Latina, de fundadores que terminan siendo empleados de su propio sueño tras perder el control.

TheVentureCity trae un soplo de aire fresco con un programa diferente y con condiciones claras. Sin demodays, sin batches, sino con un equipo que funciona como una extensión de la startup. Con espacio de oficina en Madrid o Miami, pero sin necesidad de mudarse. Piden tres semanas de inmersión: al comienzo, a mitad, y al final del programa.

Apenas un año después de arrancar, han mejorado las condiciones: 100.000 dólares, con intención de que la startup no se tenga que preocupar durante ese tiempo de levantar dinero, sino solo de progresar, seis meses de aceleración y, a cambio, toman un 6% de la startup, de modo que pasan a ser parte de su portfolio.

Desde Little Havana, donde pronto inaugurarán su campus, remarcan que quieren llegar a fundadores diversos, aquellos que normalmente están fuera del radar. Los requisitos son tener seis meses de tracción y crecimiento de al menos dos dígitos mes a mes.

Por este programa ya han pasado con notables resultados tres startups singulares: FastMind, creada por los hermanos Prado, venezolanos afincados en Miami, 1DOC3, la mayor base de datos de preguntas y respuestas de médicos en español. Javier Cardona, colombiano, es su fundador. Con su startup ha generado un gran impacto social en toda América Latina. En Madrid han acelerado Jobartis, el mayor marketplace de empleo de Ángola, que tras el programa ha aumentado su facturación un 80% y ya plantea el salto al resto de África.

En TheVenture City reiteran que solo trabajan con 25 compañías al año tras un proceso estricto de Due Diligence. Nadie dijo que fuera fácil, pero merece la pena.

Soy Silicio

Hecho con cariño y esmero en Miami.

Tenemos una newsletter: ¿Te apuntas?

Deja un comentario